logo 4 2

encuesta aca func

Mostrando un férreo compromiso con el futuro institucional, los(as) funcionarios(as) respondieron con celeridad al llamado institucional a participar en la encuesta de Autoevaluación, el primero y más masivo instrumento de la Consulta a Informantes Clave del proceso.

La revisión comparada de experiencias recientes de autoevaluación en universidades de tamaño y naturaleza similares, así como el conocimiento institucional, llevaron al Comité Ejecutivo de Autoevaluación a cifrar una expectativa razonable del 30% de participación de funcionarios y funcionarias en la encuesta online, en el periodo del 26 de agosto al 13 de septiembre. Sin embargo, grata sorpresa se llevaron cuando a los 3 días hábiles, ese 30% había sido superado en el estamento académico y, pocos días después, en el estamento no académico.

“Superar la meta mínima del 30% nos hace estar muy esperanzados en la capacidad que tengamos para seguir concitando el interés y la participación en este proceso tan clave para el futuro de nuestra querida Universidad”, comentó la Coordinadora General del Proceso de Autoevaluación y Vicerrectora Académica, Dra. Alejandra Torrejón Vergara.

Por su parte, la Directora de Comunicación Estratégica ULS y responsable de la estrategia comunicacional del proceso, Mg. Carola Espinoza Orellana, se mostró satisfecha por los resultados parciales, aunque a su juicio, aún podemos conseguir mayor participación: “Nos entusiasma y enorgullece la respuesta de nuestra comunidad. Ha sido un arduo desafío conseguir que la comunicación no sólo informe sino entusiasme, involucre y comprometa. Nos queda aún varios días para conseguir mayor participación de nuestra comunidad de funcionarios y funcionarias, y demostrar así a los pares evaluadores que la ULS somos todos y que nos importa opinar e influir en su rumbo institucional y trascendencia pública”, sentenció.

Agregó además que la siguiente semana es clave para concitar el compromiso de los estudiantes de pregrado y postgrado, egresados(as) titulados(as) y postgradudos(as), así como de agentes externo como empleadores y empresas e instituciones socias. “En la experiencia comparada es posible observar que los agentes externos son siempre los más difíciles de abordar. Por eso, reforzar la participación interna y conseguir que cada uno de nosotros inspire y comprometa a otros a participar, es tan relevante”, indicó.